La barca del amor

Era bella la noche, blanca noche

en que por un acaso te encontré,

tus ojos me miraron y un reproche,

en ellos luminosos, contemplé

Yo miraba tu boca, rojo nido

de mis ardientes y callados besos,

la miraba tan fresca que el dormido

querer de otras edades, despertó.

Abismada en no sé qué pensamientos

tu mirada tornóse pensativa

como tórnase el océano turbulento

sereno, inmóvil después de la tormenta

Poco a poco tus ojos soñadores

se inundaron de plácida ternura,

i volviéndolos a mí perdonadores

desgranaste una frase de pasión

¿Recuerdas? Desde entonces nuestras almas

juntas empujan la barca del amor;

la vela henchida sobre el mar en calma

i azul el cielo, callado protector.

Juliaca, 9 de Febrero de 1927

Alejandro De la Torre Bueno Cortes.

Texto original de la poesía

Anuncios

Acerca de Javier Revolo

Javier Revolo escribe "Relatos Tóxicos" https://javierrevolo.wordpress.com/ y en la Revista mensual “Hontanar Digital” http://www.cervantespublishing.com/hontanar.html de la que es sub director. Vive en Sídney, Australia, y es abogado.
Esta entrada fue publicada en Poesia y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s